Print the monograph

Recomendaciones

VIII. Recomendaciones dietéticas y de ingesta de agua para prevenir cálculos

VIII. 1. Pautas para la prevención de la recurrencia en pacientes

La formación de cálculos renales es el resultado de un desequilibrio en la composición de la orina, que se ve influenciado por la alimentación (carga osmolar total y composición química) y la ingesta de agua. Por tanto, las recomendaciones para prevenir la recurrencia de cálculos renales implican principalmente cambios en los hábitos alimenticios, en el estilo de vida y una mayor ingesta de agua. Dependiendo de la composición del cálculo o cálculos anteriores, los consejos sobre alimentación variarán y puede ser necesario prescribir medicación adicional a pacientes con un perfil de alto riesgo. En general, las recomendaciones también incluyen medidas preventivas generales (como la alimentación o la ingesta de agua), aplicables a todos los tipos de sujetos propensos a padecer cálculos (Kairaitis 2007; Tiselius et al. 2001).

 

En Europa, la Asociación Europea de Urología (AEU) ha establecido las recomendaciones para la gestión de los pacientes con cálculos. Las principales medidas preventivas generales de la AEU se presentan en la Figura 9. Incluyen recomendaciones relacionadas con la ingesta de líquidos, la dieta y el estilo de vida. Las recomendaciones dietéticas se basan en las mismas pautas de la población general: ingesta de calcio normal (1.000 - 1.200 mg/d), ingesta baja de cloruro de sodio (4 - 5 g/d) y proteínas animales (0,8 - 1 g/kg/d). Las recomendaciones sobre la ingesta de líquidos para la prevención de la recurrencia se basan en el volumen de orina. La AEU recomienda una ingesta de líquidos suficiente como para lograr generar al menos 2,0 L de orina al día. Las recomendaciones sobre el estilo de vida también estipulan que una pérdida excesiva de líquido (p. ej. sudar cuando se hace ejercicio, diarrea) debe compensarse aumentando la ingesta de líquido. (Tiselius et al. 2001).

tabla : Medidas generales para prevenir la recurrencia de cálculos renales en pacientes con nefrolitiasis

Figura 9. Medidas generales para prevenir la recurrencia de cálculos renales en pacientes con nefrolitiasis

(Asociación Europea de Urología, adaptadas de Tiselius et al. 2001)

 

En Australia, la organización Caring for Australians with Renal Impairment (CARI), también estableció pautas para los sujetos formadores de cálculos renales. Esta organización también recomienda una ingesta de calcio normal (1.000 - 1.200 mg/d), y una ingesta de líquido suficiente como para lograr un volumen urinario de al menos 2,0 L al día (Kairaitis 2007)

VIII. 2. Pautas sobre la dieta y el consumo de agua destinadas a la población en general

Las pautas sobre la dieta para los pacientes con cálculos renales recurrentes se basan en las pautas para la población general y ambas son, por tanto, similares. La ingesta recomendada es de 1,000 - 1,200 mg/d de calcio, 5 g/d de sodio y 0,83 g/kg/d de proteínas (Ross et al. 2011; World Health Organization 2007; World Health Organization 2012).

 

Las recomendaciones sobre la ingesta de agua para la población en general varían de un país a otro. Las pautas oficiales para Europa se presentan en la Tabla 1. Aunque muchas de estas recomendaciones pueden ser suficientes para lograr un volumen de orina de al menos 2 L/d y pueden, por tanto, ser similares a las recomendaciones para evitar la recurrencia, no se basan en la generación de orina. En realidad establecen valores adecuados para la Ingesta Total de Agua (ITA) que incluyen tanto el agua proveniente de los alimentos como el obtenido de las bebidas.

 

Tabla 1. Recomendaciones para la Ingesta Total de Agua (ITA) en Europa

(EFSA 2010)

tabla : Recomendaciones para la Ingesta Total de Agua (ITA) en Europa

 

La EFSA estimó que en torno al 80 % de la ITA proviene de los líquidos, y un 20 % de los alimentos (EFSA 2010). Esto es el equivalente a beber 1,6 L/d de agua para las mujeres adultas, 2 L/d para los hombres adultos, 1,8 L/d para las mujeres embarazadas y 2,2 L/d para las mujeres en período de lactancia.

 

Take home messages

Las recomendaciones dietéticas son similares en los sujetos propensos a cálculos recurrentes y en la población en general. Incluyen una ingesta de calcio normal, un consumo de sal y proteínas animales limitado y una ingesta adecuada de agua. En el caso de grandes pérdidas de agua, se recomienda aumentar la ingesta de agua.

Sign up to the Newsletter and stay hydrated with the latest updates from the Hydration for Health Initiative

Subscribe

Newsletter